8 razones por las que vivir en San Cugat del Vallés
18412
post-template-default,single,single-post,postid-18412,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.1.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.0.1,vc_responsive
 

8 razones por las que vivir en San Cugat del Vallés

8 razones por las que vivir en San Cugat del Vallés

¿Buscas un lugar para vivir cerca de Barcelona con múltiples opciones culturales, de ocio, entretenimiento y a la par que esté bien comunicado? Qué duda cabe que comprar un piso en San Cugat del Vallés o alquilar un apartamento en este municipio del Vallés Occidental es una de las mejores opciones. Te damos 10 razones para convencerte.

Elegir un lugar donde vivir nunca es fácil. Intentamos que se aúnan diferentes factores que nos hagan sentir a gusto y tener esa sensación de que el lugar elegido es donde queremos empezar una nueva vida, tanto formando una familia como empezar una nueva aventura de soltero/a en una ciudad próspera y repleta de oportunidades. San Cugat del Vallés es uno de los municipios más pujantes del área metropolitana de la “gran Barcelona”. Con casi 100.000 vecinos es tras Tarrasa y Sabadell el municipio con más habitado de su comarca y consta de casi 50 kilómetros cuadrados emplazados entre la sierra de Collserola y la sierra de Galliners

¿Por qué vivir en San Cugat del Vallés?

Visitando un par de veces San Cugat, que es popularmente como se le conoce, uno se da cuenta de que es el lugar perfecto para vivir, tiene de todo y para todos los gustos. Un sinfín de beneficios que hacen de este un lugar ideal para aquellos que quieren vivir a escasos minutos del centro de Barcelona pero que también buscan ese aire de pueblo de toda la vida pero adaptado a los nuevos tiempos y, cómo no, algo más económico que vivir en la city catalana.

Muy bien comunicado. San Cugat está muy bien comunicado con Barcelona y otros municipios cercanos. Dispone de 3 líneas de Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya con 8 paradas, una línea de Cercanías de Renfe, 11 líneas de autobuses y otras tantas que lo conectan con Barcelona y diferentes municipios.

Cerca de Barcelona. Apenas hay una distancia con la capital de Cataluña de unos 11 kilómetros o lo que es lo mismo un tiempo en carretera de poco más de 20 minutos. Lo que le hace ser una ciudad ideal para vivir, trabajar o como lugar de vida de estudiantes.

Buen clima. Barcelona tiene un atractivo clima mediterráneo y San Cugat prácticamente goza de estas buenas temperaturas, quizás un poquito más frescas al estar al lado de montañas pero no es generalmente una ciudad fría y de temperaturas bajas durante todo el año.

Gran sistema educativo. Debido a su numerosa población, San Cugat además dispone de un destacado sistema educativo con 5 institutos, 11 colegios, una decena más de centros concertados o privados, una Escuela Oficial de Idiomas (EOI) e incluso una escuela de japonés y 4 universidades.

Lugar de grandes marcas. Las grandes marcas de ropa, decoración o restauración siempre han sido conscientes del potencial de San Cugat y llevan desde años

apostando por este municipio por lo que no te aburrirás si decides vivir en San Cugat y ni tendrás la necesidad de salir a Barcelona para hacer tus compras.

Pueblo de toda la vida versus Ciudad adaptada a los nuevos tiempos. San Cugat del Vallés tiene su núcleo histórico, sus casas de toda la vida que han soportado inexorables el paso del tiempo. Comercios decanos y generaciones familiares que han sabido integrar de una forma exquisita el gran avance de la ciudad, sobre todo en la ampliación de la misma y del sector servicios.

Dónde están las grandes empresas. San Cugat siempre ha sido una de las ciudades o municipios más importantes de Barcelona y ha sido elegida como centro neurálgico de grandes empresas como Banco Sabadell, Hewlett-Packard, Catalana Occidente, Adidas, Nespresso, Ferrer y Hoffmann-La Roche, entre otras.

Un gran legado histórico. Cómo no la historia también ha dejado su impronta en este municipio que atesoro auténticos tesoros arquitectónicos como del románico y el gótico que te encantará visitar al vivir en San Cugar como el Monasterio, ermitas como la de Sant Medir y Sant Adjutori, Torre negra, Puente de Can Vernet, Casa Armet, Casa Lluch o el Mercado de Pere San.

Zonas verdes. Muy importante son las zonas verdes y parques donde relajarse como los jardines del Monasterio, los parques de Ramón Barnils, Pollancreda, el del Mirador, Can Vernet, Torrent de Ferrussons, el Central o el Bosc de la Font de San Gatxet, entre otros.

Después de todo esto, ¿aún dudas que San Cugat es un lugar perfecto para vivir?